Magdalenas_1_logo

Magdalenas de Carmen Moyano

Magdalenas_1_logo

Las Magdalenas de “Carmen Moyano” son unas magdalenas de esas de las de antes, de las que se hacían sin prisa, con amor, para la familia y los vecinos, para comerlas a cualquier hora, que lo mismo gustaban a grandes que a chicos. A mi me recuerdan a las que hacia mi propia abuela, pero yo ya no me acuerdo de las recetas, por eso la receta que os traigo hoy es una receta especial, y este es un post de esos que haces con el corazón y en mi caso con el recuerdo, con ese recuerdo a esos sabores que me encantaría poder recuperar.

La receta de estas magdalenas me la ha pasado un amigo, desde aquí Fer, muchas gracias por esta receta, pero no penséis que es suya, no, esta es una receta de su abuela, la Sra. Carmen Moyano una malagueña de esas de rompe y rasga, con manos de ángel para la repostería, una de esas abuelas que te llenan no solo el estómago, sino también el recuerdo de aromas y sabores que nunca vas a poder olvidar.

Desde aquí y con este post mi homenaje a todas las abuelas que nos han llenado la infancia de postres deliciosos y comidas con “fundamento”, en especial gracias a nuestra yaya Paca, allí donde estés.

Photo by Ayto. de Cuevas de San Marcos
Photo by Ayto. de Cuevas de San Marcos

¿Qué más os puedo contar para que estas magdalenas os transporten a vuestra niñez?, pues que doña Carmen preparaba la masa de las magdalenas en su casa, en Cuevas de San Marcos y luego cuando las tenía en los moldes las baja a la tahona que había justo en frente para cocerlas en el horno de leña, ¿podéis imaginar como estaban esas magdalenas cocidas al amor de la leña?, increíbles seguro, tan buenas estaban que una vez que estaban listas Carmen repartía las magdalenas entre su casa y las vecinas, estaban tan buenas que cuando Fer era pequeño y antes de que su abuela repartiera las magdalenas se metió en la alacena donde las ponía a enfriar y se comió 20 de una “sentada” no fuera a ser que se acabaran y no pudiera comerlas, con eso os lo digo todo.

magdalenas_2_logo

Carmen no solo hacia unas magdalenas de esas “que quitan el sentio”  sino que tenia, como se suele decir, “buena mano” para la cocina y hacia otras delicias como los roscos de huevo, en la foto que veis más abajo aparece Carmen (Izquierda) con su cuñada Leo (derecha) haciéndolos y otras delicias que estoy tratando de sonsacarle a Fer en próximas ocasiones, así que ya sabéis permanecer atentos.

Carmen_y_Leo

Por si alguien no se ha dado cuenta, yo no he hecho las magdalenas, las hizo mi hermana pequeña, bien es sabido por los que me leéis habitualmente que yo la repostería como que no, pero a ella la salieron de muerte, las fotos también son del ella. Y aquí os dejo la receta, las medidas son como ella las hacia, y me parecen de lo más intuitivas, ya me diréis que os han parecido.

Magdalenas de Carmen Moyano

Ingredientes:

12 huevos

El peso de 8 huevos de azúcar

El peso de 7 huevos de harina

1 sobre de levadura (royal)

1/2 l. de aceite de oliva (ella lo usaba frito)

Azúcar para adornar

Preparación:

Se separan las yemas de las claras. Batimos las yemas y vamos incorporando muy despacio el aceite, una vez que lo hayamos añadido todo añadimos 2 o 3 cucharadas de harina y batimos hasta que se forme una masa finita, que no quede compacta y reservamos.

Montamos las claras a punto de nieve y añadimos el azúcar  poco a poco mientras continuamos batiendo, añadimos el sobre de levadura y batimos un poco más, cuando este bien mezclado, añadimos la masa que hemos echo con las yemas poco a poco y cuando este bien mezclado añadimos la harina que queda muy poco a poco (lo mejor es tamizarla con un colador sobre la mezcla) mezclándolo todo bien.

Precalentamos el horno a 180º y mientras echamos la mezcla en los moldes para magdalenas (un poco más de la mitad) y encima le ponemos un poco de azúcar para que e haga la costrita al cocerlas y las metemos en el horno durante unos 15 minutos, ya sabéis que el tiempo va ha depender del horno que tengáis.

magdalenas_3_logo

Y listas, ya tenéis unas deliciosas magdalenas, perfectas para tomar en el desayuno, la merienda o simplemente por pura gula como me pasa a mi.

¡¡¡¡Que disfrutéis!!!!

P.D.: Termino este post mientras se me caen las lágrimas porque mi amiga Peineta-Pintxos me cuenta que sus padres cierran su restaurante, El Ugaranun sitio donde otra Sra. del Sur daba sabor a la tradición de la mesa Vasca con mucho arte, donde el Aitona del Monillo hacia como nadie eso de ser lo que ahora llaman “Jefe de Sala“,  un sitio donde si no habéis tenido el placer de comer siento deciros que os habéis perdido algo muy, pero que muy especial. ¡¡¡¡Feliz jubilación señores!!!!

3 thoughts on “Magdalenas de Carmen Moyano

  1. Decía que me recordaba lo de la famosa magdalena de Proust en “En busca del tiempo perdido” y que estoy deseando poner en práctica tu receta. Tu blog me encanta, pero los captchas son un rollo, puse que la nieve es de color blanco, y me dio error, supongo que debí haber puesto blanca. Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Por favor, para publicar su comentario responda a la siguente pregunta.

la tierra gira alrededor del